Dejémonos de rodeos. Lo que quieres saber es si puedes vender tu casa sin haber terminado de pagar tu crédito con el Infonavit o tu hipoteca con el banco. Y la respuesta es SI. ¿Sabes qué más? Es menos complicado de lo que crees.

¿Cuál es el proceso para vender mi casa que aún no termino de pagar?

Quizá pensaste en cambiar de casa porque ya no puedes seguir pagando tu mensualidad o quizá encontraste una mejor opción para ti (Esperamos que esta sea la razón). Independientemente de ello, aprenderás cómo vender tu casa para cambiarte a otra aunque no la hayas terminado de pagar.

Recuerda que cuando obtienes una hipoteca, la casa técnicamente ya es tuya y está a tu nombre. El propietario de una vivienda tiene permitido vendérsela a un tercero, sin importar que la casa esté hipotecada. Lo único que tienes que hacer como propietario antes de vender tu vivienda es solicitar una carta saldo al banco, Sofom, Infonavit o Fovissste.

Este documento muestra el saldo deudor del dueño de la propiedad a la institución acreedora. Esta carta saldo se entrega al notario público de elección para la compraventa. Este notario es el que revisará la transacción y se encargará que los fondos se distribuyan correctamente entre los acreedores y el vendedor.

Solicitar tu carta saldo es un proceso que no tiene costo y deberán entregártelo siempre y cuando lo solicites. Sin embargo, el proceso en el que se involucra el notario si va a tener un costo. Este proceso incluye revisiones de documentos y firmas de escrituras para poder proceder con la venta adecuadamente.

Este mismo notario se encargará que los fondos de la venta se usen primero para liquidar la deuda previa del crédito o hipoteca. Si es que sobrara dinero, este se lo quedaría el vendedor. Con el notario realizarás la liberación del gravamen.

¿Qué es el gravamen?

Cuando compras una vivienda con un crédito hipotecario, la propiedad ahora es tuya pero la propiedad queda como garantía de pago. A esta propiedad se le impone lo que se conoce como un gravamen. El gravamen es un término que nos dice que la institución financiera que te dio el crédito hipotecario para comprar tu vivienda tiene el derecho de tomar tu propiedad en caso de que no cumplas con tu deuda.

Un ejemplo de venta de una casa

Si la casa que aún no terminas de pagar se vende en $750,000 pesos y el saldo deudor al día del crédito es de $610,000 pesos, entonces de lo que te pague el comprador se tomarán $610,000 para liquidar el crédito con la institución financiera y los $140,000 restantes son los que recibirás como vendedor.

Algo muy importante que no debes olvidar es que una vez pagado el crédito al banco o al Infonavit, es que debes solicitar la carta de instrucción y la carta finiquito para entregárselas al notario y qué éste realice la escritura de cancelación de hipoteca y liberación de gravamen. Así la propiedad quedará a nombre del comprador y tu quedarás libre de deuda para que puedas tramitar un nuevo crédito hipotecario cuando quieras.

¿Que alternativas tengo además de vender mi casa?

La solución para tus problemas de pagos no necesariamente tiene que terminar con la venta de tu casa. Si, sabemos que los intereses son una lata y pueden llegarte a causar complicaciones. Por eso mismo es que queremos que investigues sobre mudar tu hipoteca. Con esto procedimiento puedes pasar tu crédito de Infonavit a un banco con la posibilidad de obtener mejores condiciones de pago.

Posibles beneficios de mudar tu crédito Infonavit a un banco:

  • Disminuir la tasa de interés
  • Disminuir el pago de tus mensualidades
  • Cambiar el plazo total para liquidar tu crédito

Sin embargo, también puedes mantenerte en el Infonavit y cambiar de vivienda con el programa Cambiavit.

Lo que dice la página de Cambiavit cómo su título principal es “Tu opción para cambiar tu casa por otra mejor.” Y si, el programa sirve para ese motivo. No necesariamente tiene que ser un cambio a una casa más grande, pero este programa también te puede funcionar para temas de mudanzas a otra ciudad o sector.